Paralelas: Nuestra guía

¡Hola Lifters! Hoy queremos hablar de un objeto que es indispensable en nuestras rutinas de entreno, pero que suele pasar desapercibido en muchísimos casos: Las paralelas.

Pero primero, ¿Qué son exactamente las paralelas?

Son un elemento que se conforma de dos barras separadas entre sí, tradicionalmente empleado en gimnasia artística masculina, trabajo de calentamiento y street workout. Su tamaño puede variar según el uso que se le de y el espacio en que se esté. Por ejemplo no será lo mismo un apartamento pequeño a un gimnasio.

Normalmente se usa en dos modalidades, en la primera se busca mantener el equilibrio mientras se realizan todo tipo de ejercicios. En la segunda el objetivo es que, quien las usa pueda separarse de las paralelas y volver a apoyarse en ellas conservando el equilibrio.

¿Existen varios tipos de paralelas?
Sí, escoger las que mejor se adapten a ti es muy importante. Recuerda que el éxito de tu entrenamiento depende en gran medida de cuán cómodo te sientas.

 

Barras paralelas altas.
Son las más comunes de encontrar, principalmente porque se adapta a los retos de espacio que muchos tenemos, como apartamentos pequeños y poco espacio para guardar cosas. Las puedes encontrar en acero y en madera, sus precios varían por diversos factores como los anteriores mencionados.

Pueden soportar pesos de hasta 150 kilos y según la marca y el modelo, cuentan con altura graduable y son desmontables. Si estás iniciando, estas paralelas son ideales para ti.

 

 

 

Parallettes.
Son paralelas bajas, es ahí donde reside su mayor estabilidad en comparación a las anteriores, además también son más robustas. Son paralelas que permiten realizar ejercicios completos, canalizando la fuerza.

Puedes emplearlas en tuck planche, pinos, planchas, pinos inclinados, L sit.

Al igual que con las paralelas altas, están disponibles en madera y acero, soportan pesos de hasta 200 kilos y su uso requiere un nivel moderado de experticia.

También existen las paralelas fabricadas a partir de materiales caseros, como el PVC, conservan la misma estructura que las comerciales y son una buena opción para quienes están iniciando, pero ten en cuenta que a medida que mejoras, requieres productos más elaborados y con materiales duraderos.

Incluso en muchos parques públicos encuentras paralelas, pero su desventaja reside en que debes desplazarte para usarlas y hacerlo en momentos donde no estén siendo ocupadas.

 

¿Qué puedo hacer en las paralelas?
Lo maravilloso de las paralelas es que puedes realizar una infinidad de ejercicios solamente con el peso de tu cuerpo y tu creatividad a la hora de entrenar, con ellas puedes tonificar, trabajar resistencia, ganar equilibrio y control del peso corporal.

Lo más importante es que cuentes con el acompañamiento de un profesional, sobretodo si eres principiante, así realizarás las técnicas con supervisión, de forma correcta y siempre buscando evitar lesiones o malas posturas.

En BullDog puedes encontrar tus paralelas ideales, pensadas para espacios reducidos y con toda la calidad que ya conoces. Conoce y adquiere las tuyas aquí.

X